Hemos visto infinidad de casos en los que grandes actores y directores participan en películas mediocres. Pero es raro que las estrellas de Hollywood hablen con sinceridad acerca de esas experiencias, normalmente son muy diplomáticos. Sin embargo, aquí tenemos 10 excepciones, actores que confesaron odiar algunas de sus películas.

Los chicos de Screen Rant han recopilado esta lista con diez protagonistas que detestan por completo algunas películas en las que participaron, ya sea porque nunca les gustó la historia y el personaje, porque la crítica (y el público) las considera malas, o hasta porque no consideran que actuaron lo suficientemente bien. Y encontrarás algunas sorpresas.

Alec Guinness (Obi-Wan Kenobi en la trilogía original de Star Wars)

Han pasado casi 40 años desde el estreno de la primera película de Star Wars y hoy esta saga es más famosa que nunca. Pero un actor nunca entendió por qué tanto éxito, y este es el que dio vida a Obi-Wan Kenobi en A New Hope. Alec Guinness confesó que detestaba todo acerca de la película y en varias ocasiones le hizo desplantes a fanáticos que se acercaban a conversar con él y pedir su autógrafo.

Bob Hoskins (Mario en Super Mario Bros.)

La película de Super Mario Bros., inspirada en la saga de videojuegos de Nintendo, es considerada una de las peores películas en la historia. Y si hay alguien que la odia es Bob Hoskins, el actor que daba vida a Mario, quien aseguró que desde antes de grabarla sabía que sería un completo desastre y se arrepiente de haberla hecho, además de que la considera “el peor error de su carrera”.

Bill Murray (Garfield en Garfield)

Los hermanos Ethan y Joel Cohen son dos directores y guionistas extremadamente famosos, tanto así que Bill Murray aceptó sin pensarlo trabajar con Joel en la película de Garfield. El problema es que el Joel Cohen de Garfield no era el mismo del famoso dúo de hermanos, y Murray asegura haberse sentido muy frustrado al interpretar a este gato con una calidad de diálogo y guión tan pobre.

Shia LaBeouf (Sam Witwicky en Transformers: Revenge of the Fallen)

Shia LaBeouf es un actor sinónimo de polémica en Hollywood, pero hasta él tiene las cosas claras en cuanto a la saga de películas Transformers. Al grabar la segunda entrega, Revenge of the Fallen, el actor dijo que la odió y que se había perdido la importancia de contar con una verdadera trama, que todo eran robots hechos a computadora dándose golpes. Pero al igual que con todas las películas de Transformers, no importa lo malas que sean las críticas, el dinero les lloverá a cántaros.

Channing Tatum (Duke en G.I. Joe: The Rise of Cobra)

Este actor comenzó como un bailarín pero rápidamente se abrió paso en Hollywood. Sin embargo hay una película de la cual no está nada orgulloso, y es G.I. Joe: The Rise of Cobra. ¿La razón? Tatum asegura que era fanático de la saga cuando era niño pero que la película no se asemejaba en nada a la historia original, y que el guión y la tram del film no le gustaban en lo absoluto. Por supuesto terminó haciéndola, pero también odiándola.

Mickey Rourke (Ivan Vanko / Whiplash en Iron Man 2)

El universo cinematográfico de Marvel tiene un serio problema con sus villanos. Los héroes de la saga son increíblemente interesantes y carismáticos, mientras que en 13 películas solo uno o dos villanos han resaltado. Mickey Rourke interpretó a Whiplash en Iron Man 2 y para él fue una mala experiencia debido a que aunque hizo lo posible por tratar de dar algo de complejidad al personaje estando limitado por el guión, la mayoría de sus escenas fueron “mutiladas en el cuarto de edición”, según comentó. Y por ello duda que algún día vuelva a trabajar en una película de superhéroes.

Mark Wahlberg (Elliot Moore en The Happening)

Mark Wahlberg odia The Happening y tiene una buena razón para hacerlo. Su nombre es M. Night Shyamalan. Y es que la calidad de las películas de este director y guionista ha ido en declive durante la última década, y Wahlberg lo tiene claro. Odia esta película porque era mala, y no se cansa de decirlo en entrevistas.

Jessica Alba (Susan Storm / Mujer Invisible en Fantastic 4: Rise of the Silver Surfer)

Jessica Alba se tomó muy a pecho lo mal recibida por la crítica y el público que fue la segunda película de los Fantastic Four. Para ella este es el punto más bajo de su carrera, sobre todo porque durante la grabación vivió momentos tan absurdos como que le añadieran lágrimas artificiales a sus mejillas porque “su llanto no era lo suficientemente bueno”.

Arnold Schwarzenegger (Kalidor en Red Sonja)

El actor austríaco que fue gobernador de California en los Estados Unidos considera a Red Sonja como la peor película que hizo en su carrera. Para él no hay un punto más bajo y la detesta tanto que en varias ocasiones ha asegurado que amenazaba a sus hijos con encerrarlos en una habitación a ver la película diez veces seguidas si hacían travesuras. Esperemos que esto nunca haya sucedido.

Daniel Radcliffe (Harry Potter en Harry Potter and the Half-Blood Prince)

Daniel Radcliffe pudo haber sido conocido para toda la vida como “el chico que hizo de Harry Potter” y más nunca volver a tener éxito en una película. Pero afortunadamente no es así, gracias a su talento y capacidad como actor Radcliffe ha hecho buenas películas y series después de la mítica saga del niño que vivió. No obstante, para Radcliffe su actuación no siempre fue buena, y de hecho odia la película Harry Potter and the Half-Blood Prince debido a que considera que su actuación no fue lo suficientemente buena y creíble. Se siente decepcionado de esa fase en su carrera, lo cual es algo bastante radical tomando en cuenta que ningún crítico habló tan mal de su actuación.

Y este es el vídeo original de Screen Rant donde listan estos actores que odiaron sus propias películas:


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.