Atrás quedaron los tiempos en los que había que insertar los termómetros en sitios poco amistosos para medir la temperatura corporal. Los termómetros que hacen esta medición sin tocar no son nada nuevo, pero Withings ha creado uno que presume de una precisión superior.

Bajo el extremo del Withings Thermo hay un total de 16 sensores de infrarrojos que toman una lectura de la sien de la persona con un objetivo muy concreto: localizar la arteria temporal. En unos dos segundos, el dispositivo realiza alrededor de 4.000 mediciones y las procesa mediante un algoritmo que descarta las variaciones debidas a la temperatura ambiental.

La temperatura aparece en una pantalla LED con un indicador verde, naranja o rojo que indica posibles problemas de temperatura. El dispositivo se alimenta de dos pilas AA que duran, según el fabricante, en torno a a dos años. Además envía las mediciones a la correspondiente aplicación para iOS o Android vía Wi-fi o Bluetooth.

Advertisement

El Withings Thermo sala a la venta en el primer trimestre de 2016 y costará alrededor de 100 dólares. Es un precio elevado, pero ahorra en incomodidades para el paciente. [vía Withings]

***

Sponsored

Psst! también puedes seguirnos en Twitter y Facebook :)