Cuando Whatsapp, Line, o Kakao se comieron el mercado de los SMS, Apple se mantuvo extrañamente al margen del boom de la mensajería. Cuando Dropbox o Google Drive conquistaron el mercado de almacenamiento en nube, sucedió exactamente lo mismo con iCloud. Ahora, la compañía se ha visto obligada a ponerse al día, y lo hace con ganas de desbancar a sus rivales. ¿Es demasiado tarde?

iMessages contra WhatsApp

El primer torpedo contra la línea de flotación de los programas de mensajería llega de la mano de una renovación profunda de iMessages. La aplicación de mensajería por defecto de iOS ha adoptado muchas de las funciones que han hecho a WhatsApp los gigantes que son hoy, como la posibilidad de compartir fotos y vídeos fácilmente, el control para compartir la ubicación, o los mensajes de voz con solo pulsar un botón.

Advertisement

Si iMessage no ha integrado estas funciones hasta ahora probablemente era por no asustar a las operadoras y su negocio de mensajes de texto, pero otros se han encargado ya de desbaratar ese mercado, y no hay peligro de enemistarse con las telefónicas invadiendo ese mercado.

iMessages, sin embargo, también añade al cóctel algo que WhatsApp no tiene: una perfecta integración de la mensajería con una aplicación de escritorio. Es cierto que esta función interesa solo a los usuarios de productos Apple a través de todas sus plataformas, pero puede rascar una buena porción de mercado al gigante de la mensajería.

iCloud Drive contra Dropbox

El segundo golpe de Apple va dirigido a Dropbox y los demás servicios de almacenamiento en nube. iCloud Drive es la pieza que le faltaba a iCloud para ser un servicio apetecible. La posibilidad de abrir y editar cualquier archivo y que los cambios se transmitan de un dispositivo a otro, o la integración entre equipos móviles y de escritorio que plantea Continuity son muy deseables por lo sencilla que parece su utilización, al menos con el material visto hasta ahora.

Advertisement

Por otra parte, iCloud Drive abre la puerta también a usuarios de Windows. Con Dropbox, Google Drive o Mega tan instalados en este mercado, es complicado que los usuarios migren a iCloud Drive, pero si el servicio comienza a funcionar sin que los usuarios tengan que hacer prácticamente nada es una amenaza a medio plazo para Dropbox.

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)