El rumor de que Apple trabaja en iPhones de pantalla grande no es nuevo, pero ahora conocemos más detalles sobre los planes de la compañía. Según Bloomberg, Apple está trabajando en dos nuevos iPhones de pantallas de 4,7 y 5,5 pulgadas para el 2014 (frente a las 4 pulgadas actuales). Estas pantallas, además, serían ligeramente curvadas.

Bloomberg, que cita fuentes conocedoras de los planes, asegura que las pantallas "tendrían un panel que se curva hacia abajo en los bordes". Esta ligera curvatura no es nueva tampoco, varios modelos de los Lumia de Nokia, por ejemplo, la incluyen. Un mero detalle de diseño. Parece que Apple de momento no se atrevería con pantallas curvadas en toda su superficie similares al Samsung Galaxy Round o el LG G Flex.

Advertisement

Además de pantallas grandes y ligeramente curvadas, Apple parece estar trabajando también en añadir nuevos sensores para que la pantalla sea capaz de identificar la presión que se le aplica con los dedos. Esta tecnología parece que no estaría lista hasta 2015, pero los iPhone con pantalla grande sí podrían presentarse en la segunda mitad del año que viene.

Pese a que Bloomberg es una fuente fiable, no hay razón en absoluto para creer que efectivamente veremos iPhones con pantalla grande el año que viene. También íbamos a ver un iPhone de bajo coste y al final el coste se quedó en colorido. De todas formas, sí, ya va siendo hora de que Apple se atreva con iPhones de pantalla mayor. Veremos si finalmente ocurre el año que viene. [Bloomberg]