Imágenes: Weifang

En China, bailar en la plaza pública es una actividad asociada a mujeres de la tercera edad. Pero Liu, un provinciano de Shandong que acababa de mudarse a la ciudad de Weifang, decidió unirse a la fiesta una noche de verano. Cuando vio que alguien le había hecho fotos, se propuso destruir físicamente Internet.

De acuerdo con The Nanfang (y varios medios locales), Liu estaba tan preocupado de que las fotos acabasen subidas a Internet que arrancó de cuajo los cables de cuatro receptores de fibra óptica de su barrio. Esto es, la infraestructura de red que hay en la calle —no Internet en sí, que como sabemos es una caja negra.

Nuestro héroe fue arrestado por la policía el pasado 19 de agosto. Había causado daños por valor de 100.000 yuanes (el equivalente a 15.000 dólares).

Sus fotos en la pista de baile no han trascendido (pero hay muchos-otros-vídeos de hombres chinos bailando, por si tienes curiosidad). Esperemos que Liu se haya calmado y que bailar con unas jubiladas deje de ser motivo de burla.

Advertisement

Advertisement

Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.