Apenas tiene el tamaño de una caja de zapatos, y su cámara tiene 6,4 megapíxeles, pero será la primera webcam que instalen en la luna y, lo que es mejor, será accesible desde internet. La webcam se llama ILO-X y es, en realidad, un pequeño telescopio pensado para utilizar el polo sur de nuestro satélite como punto de observación.

El proyecto ha sido puesto en marcha por la Asociación Internacional de Observatorios lunares (ILOA) y Moon Express, una empresa privada que está desarrollando módulos de alunizaje en colaboración con la NASA.

Ambos organismos quieren subir la ILO-X en algún momento de 2015. Cuando esté instalado, las imágenes de este pequeño telescopio serán accesibles desde internet. La idea es que el ILO-X sea el primero de un grupo de dispositivos que formen un observatorio lunar para el disfrute y la curiosidad de todo el planeta. [ILOA vía Engadget]