La Blackmagic 4K Ursa es una novedosa cámara 4K modular dotada de sensores intercambiables. El experto en cámaras John Brawley ha grabado su primer vídeo con esta bestia de 6.000 dólares. El resultado no defrauda en absoluto.

El propio Brawley reconoce que, aunque luce genial, la versión online del vídeo es apenas un pálido reflejo de la calidad que se puede apreciar en el archivo ProRes HQ original de la cámara. Claramente necesitamos conexiones más rápidas y servidores más grandes.

Advertisement

Todo el vídeo ha sido grabado en resolución UltraHD (3.840 x 2.160 píxeles) a 60 cuadros por segundo. El objetivo utilizado ha sido un zoom Cooke 25-250 MK3 T3.7, y han hecho falta varias tarjetas SanDisk CFast 2.0 de 128GB para almacenar el resultado. Este es el vídeo. [John Brawley vía Engadget]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)