Con 7,3 metros de altura, 8,8 metros de ancho, y 14,6 metros de longitud, el Liebherr T 282 es un coloso entre los camiones. No es el camión más grande del mundo (ese mérito lo tiene el modelo bielorruso BelAZ 75710), pero su proceso de ensamblaje sigue siendo como ver nacer a Optimus Prime.

Liebherr ha hecho público un fascinante timelapse en el que podemos ver el proceso de fabricar uno de estos gigantes en tan solo 7 minutos. El vídeo comienza con el ensamblaje del volquete de carga, el segundo del mundo en capacidad, y pasa revista a cada pequeño detalle, desde la suspensión a las descomunales ruedas. [Liebherr vía Sploid]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter y Facebook :)