Parece una nave espacial acorazada que acaba de aterrizar en la Tierra, pero no, es el puente de mando del que será el nuevo portaaviones británico HMS Prince Of Wales. BAE Systems, una de las compañías que trabaja en su construcción, ha finalizado su ensamblaje mando y se prepara para trasladarlo por mar a otra ubicación.

El HMS Prince Of Wales será el segundo portaaviones de la clase Queen Elizabeth de la marina británica. El primero es justo el HMS Queen Elizabeth, que están terminando de construir en los astilleros de Rosyth, Escocia (imagen debajo) y que entrará en servicio en 2016/2017. El HMS Prince Of Wales entrará en servicio unos tres años más tarde. BAE Systems acaba de finalizar la construcción de uno de los puentes de mando, el de navegación del barco. Estos portaaviones cuentan con otro puente de mando posterior desde donde se controlan los despegues y aterrizajes de los aviones.

El HMS Queen Elizabeth en construcción en los astilleros de Rosyth. Wikimedia Commons

Advertisement

BAE llevaba tiempo ya construyendo el puente de mando de navegación en sus instalaciones en Glasgow. Finalizada la tarea, la compañía recientemente ubicó el enorme puente en un barco de transporte para su desplazamiento a Rosyth, donde se ultima también el HMS Queen Elizabeth. Transportar una mole así no es tarea sencilla. Puedes ver más tomas debajo.

Por cierto, para hacerte una idea del tamaño de los portaaviones de clase Queen Elizabeth, son solo algo más pequeños que los de clase Nimitz de EE.UU. Aún así, una pequeña ciudad flotante de 284 metros de eslora y capacidad para desplazar más de 65.000 toneladas.

Imagen: Wikimedia Commons. Fotos: BAE Systems y @GreyFunnelLine

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)