Un pequeño bocado para el hombre, pero un gran almuerzo para la humanidad. El hecho de que tres astronautas de la Estación Espacial Internacional brinden con una triste hoja de lechuga parece algo sin importancia, pero acaban de cumplir un hito importante en nuestro camino a Marte. Este es el momento.

El vídeo, recién publicado por la NASA, recoge el momento exacto en el que los astronautas Scott Kelly, Kjell Lindgren y Kimiya Yui brindan con unas hojas de lechuga roja romana. El vegetal se ha plantado, cultivado y cosechado en el espacio, lo que no solo abre la puerta a mejoras en los cultivos terrestres, sino que es un paso crucial para el futuro desarrollo de misiones a Marte.

Entre las tecnologías que la NASA ha aplicado para hacer posible este cultivo está el uso de LEDs, una fuente de luz que consume un 60% menos de energía, genera mucho menos calor, y puede ajustarse en diferentes longitudes de onda para dar a las plantas la radiación que necesitan para crecer (Esa luz rosada tan intensa que se aprecia en las fotos).

Otro de los problemas resueltos por la agencia es el de cortar las emisiones de etileno de los cultivos, que permite que duren mas tiempo sin estropearse. Los dispositivos que limpian el etileno, conocidos como unidades AiroCide también contribuyen a evitar que aparezcan bacterias y hongos, y hoy se utilizan en muchos centros de procesado de alimentos. La lechuga espacial también ha permitido probar con éxito los últimos avances en cultivos aeropónicos. Cada planta recibe solo una dosis vaporizada de agua con nutrientes cada dos minutos y no necesita sustrato de ningún tipo. Algún día, vegetales como esos serán los que alimentes a los astronautas en Marte.[ vía NASA]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)