Foto: psychmike / Flickr, bajo licencia Creative Commons

The Living Planet assessment es un estudio elaborado por la Sociedad Zoológica de Londres y la WWF que se publica cada dos años. El último informe acaba de ver la luz y es aún peor que el de 2014. El número de animales salvajes en la Tierra se ha reducido casi en un 60%.

El estudio no refleja todas las poblaciones de todas las especies (eso sería sencillamente imposible). Lo que hace es analizar cómo la evolucionado la población de 2.700 especies representativas de vertebrados que incluyen mamíferos, aves, peces, reptiles, y anfibios. En total representan el 6% de animales del planeta, pero son más que suficientes como para tomar el pulso a la fauna salvaje del planeta.

En 2014, el estudio ya alertaba que las poblaciones de animales salvajes de estas 2.700 especies se había reducido a la mitad. Dos años después, ese declive es del 58%. Si La cosa sigue así, para 2020 habrán desaparecido las dos terceras partes.

Advertisement

Advertisement

La cifra es una media. Según explica el doctor Mike Barrett, jefe científico de la WWF, hay especies que lo están pasando francamente mal, con reducciones de hasta el 81% en su número. Los animales que viven en reservas de agua dulce como ríos o lagos son algunos de los más afectados.

Las causas de este declive se deben de manera unánime a la actividad humana y van desde la caza furtiva y la pesca intensiva hasta la manipulación de acuíferos por la construcción de presas, la guerra, la contaminación del agua o el simple calentamiento global.

No faltan quienes critican el estudio porque sus cifras son demasiado generales como para ser concluyentes, pero Barret y su equipo se defienden diciendo que son los datos más completos de que disponemos sin dedicar más tiempo y recursos. El jefe científico de la WWF añade que, si dispusiéramos de esos datos, la foto final probablemente sería mucho más desalentadora. [vía BBC]