Si te encuentras en una situación en la que necesitas cortar cuerda y no tienes un cuchillo o tijeras a la mano esto puede suponer un verdadero problema. Pero la verdad es que cortarla usando únicamente tus manos es bastante sencillo y rápido. Puedes hacerlo en cuestión de segundos sin ningún tipo de ayuda.

Como explican en Essential Craftsman la respuesta a este truco está en la fricción. Si la aplicas de forma correcta esta hará que la cuerda se caliente hasta tal punto que se rompa, lo que quizás no te de un pedazo con la medida exacta que querías pero sí una bastante cercana, y lo más importante podrás obtenerlo sin necesidad de usar ninguna herramienta.

Advertisement

Advertisement

Esto puedes hacerlo sencillamente amarrando uno de los extremos de la cuerda a un palo, piedra o tubo que lo sujete, pisándola y luego haciendo una especie de nudo flojo en la palma de tu mano manteniendo estirada la cuerda. Al mover tu mano arriba y abajo rápidamente la fricción hará su magia y la cuerda se romperá. Sencillo, y si lo haces lo suficientemente rápido incluso parecerá un truco de magia. En el vídeo puedes ver una demostración. [vía Essential Craftsman]


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.