La vinoteca Pinetti es un pequeño mueble de madera para almacenar botellas de vino que está haciendo furor en Internet. Las botellas de vino parecen desaparecer en su interior, pero en realidad es un viejo truco de ilusionista que, eso sí, es ideal para sorprender a los invitados.

El truco se llama Caja de espejo para conejos porque lo habitual es meter uno de estos animalitos y “hacerlo desaparecer” o sacar uno de una caja aparentemente vacía. En cualquiera de los casos el truco es el mismo. La caja está separada por un espejo que normalmente se sitúa en diagonal y que refleja exactamente una mitad del contenedor, creando la ilusión óptica de que está vacío.

El espectador solo ve el interior de la caja desde una pared abatible en un lateral, por lo que cualquier objeto situado detrás del espejo desaparece de la vista. Es un accesorio de mago tan habitual que hasta los venden en Amazon.

Advertisement

Advertisement

El caso de la vinoteca Pinetti es el mismo. El fabricante Harlequin Illusions aprovecha las diagonales que se usan para meter las botellas para camuflar un espejo que separa la vinoteca en dos. La mala noticia es que el truco solo funciona si usamos solo los huecos que hay tras el espejo (lo que anula la posibilidad de usar la mitad del mueble) y miramos la vinoteca desde la perspectiva adecuada. El precio de la Pinetti es de 295 dólares y, de momento, está fuera de Stock. [vía Harlequin Illusions]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter y Facebook :)