Las máquinas expendedoras existen para sacarte de apuros y ofrecerte un snack, una bebida o un momento de furia al ver que tu barra de chocolate se quedó atorada después de pagarla. Pero, ¿cómo reconoce tu dinero? Este vídeo muestra el interior de una de estas máquinas para que no te quede ninguna duda.

Y es que no hay dudas de que muchos intentamos en algún momento de nuestra infancia “engañar” a una de estas máquinas con una moneda falsa o anticuada, solo para ver si podíamos, como una especie de logro sin sentido. El problema es que nunca lo logramos, y la razón es que esta máquina está llena de sensores que en menos de un segundo detectan qué tipo de moneda le has introducido, y si debe darte tu snack o sencillamente devolvértela por bromista.

Advertisement

Advertisement

En un vídeo publicado por el canal de YouTube Science Channel muestran que no más al introducir una moneda esta pasa por un sensor de luz que mide sus dimensiones y anchura para detectar el tipo de moneda que es (y el valor que tiene) lo siguiente es que pase por un par de sensores electromagnéticos para detectar el material del que está hecha la moneda.

Si el sistema detecta que es una moneda real abrirá una de las compuertas para enviarla a donde acumula las monedas de su denominación, pero si es falsa caerá directamente en la zona de devoluciones de monedas. Es un sistema que pareciera ser muy sencillo, pero funciona a la perfección.


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.