Los más veteranos recordarán aquellas cámaras hechas de cartón que solo tenían un carrete y que se desechaban al revelar. Photojojo ha lanzado una aplicación que imita justamente el funcionamiento de esas viejas cámaras. No se pueden ver las fotos ni repetirlas, solo imprimirlas.

Disposable Camera funciona de la siguiente manera: Después de instalar la aplicación y registrarnos en la web de Photojojo (una tienda de regalos relacionada con la fotografía) la aplicación nos permite sacar 27 fotos, ni una más ni una menos. No se permite repetir las tomas, y tampoco ver una previsualización. Si la foto está borrosa o desenfocada, así se queda.

Advertisement

Una vez agotado el carrete, la única forma de ver las fotos es enviándolas a revelar en papel. Photojojo saca una copia de cada foto en 4 x 6 pulgadas (10 x 15) y las envía al usuario registrado en un plazo máximo de 10 días laborables. El servicio solo está disponible dentro de Estados Unidos, pero seguro que, si tiene éxito, no tardan en surgir otros parecidos en otros países

¿Tiene sentido una aplicación tan restringida como esa? Probablemente no, pero también es cierto que la manera en la que se sacaban fotos con esas cámaras dan para muchas más anécdotas que las actuales aplicaciones para móvil. Los retoques en Snapseed y los filtros en Instagram dejan paso a la frescura y a la suerte que tengamos en cada foto. Disposable Camera solo está disponible, de momento, para iOS. [vía Photojojo]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)