Queda muy peliculero y es más cómodo, pero disparar un arma automática desde la cintura es garantía de acribillar todo lo que se ponga a tiro sin mirar si es amigo o enemigo. La solución pasa por subir el arma o usar un nuevo sistema de puntería que ha creado el ejército estadounidense que permite disparar desde la cintura hasta en la oscuridad.

El sistema se llama Goggle III y consta de dos partes. Una se sujeta al casco como un sistema de visión nocturna convencional. La otra es una cámara que se fija a un amplio abanico de miras para armas de asalto. Lo que ve el soldado cuando mira por el visor es la imagen que capta la cámara del arma. Eso le permite apuntar sin tener que llevarse la mira a los ojos. Puede disparar con precisión sujetando el rifle a la altura de la cintura, o incluso asomarlo por una esquina sin exponerse.

Aparte de eso, la cámara de visión nocturna tiene un ángulo de visión de 40 grados que, según aseguran sus creadores, es el doble del ángulo de visión de las miras convencionales. El sistema se ha adaptado también a otros tipos de armas como rifles de francotirador y armas de asalto con lanzagranadas. El sistema ya ha salido de la fase de prototipo y está siendo sometido a prueba por varios grupos de soldados que ya lo están usando en maniobras. [vía US Army]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)