Stanley Parable es uno de los mejores indies que he jugado nunca. Siempre es igual, pero cada vez hay algo que varía, un cambio sutil, una decisión diferente. La premisa de Sonder es muy parecida, no juegas como un personaje sino como todos, y cada acto voluntario de uno afecta al otro.

El juego, como en el reciente (y recomendado) Life is Strange cuenta con un botón de rebobinar que permite modificar algunas acciones recientes pero una vez pase un determinado período de tiempo tendrás que lidiar con las consecuencias de cada una de ellas.

El punto de partida, por otro lado, también es interesante: la historia siempre es la misma, pero la experiencia y el punto de vista cambia según el personaje que estemos jugando. Es el origen mismo del nombre del juego: Sonder. Sonder es un término recogido por primera vez en el “The Dictionary of Obscure Sorrows” y que recoge el hecho de que cada ser vivo parte de una existencia en sí misma tan compleja como tú mismo.

Advertisement

Si es así ¿Por qué los NPCs en los videojuegos a menudo parecen parsonajes planos y sin ningún tipo de fondo? El clásico vendedor de WoW que siempre está ahí, quieto, sea de noche o de día haga frío o haga calor. ¿No tiene una vida, una familia, no descansa? Sonder intenta responder algo tan complejo permitiéndote jugar con todos y cada uno de esos NPC para vivir la misma historia pero desde puntos de vista diferentes y con un manojo de acciones que a su vez impacta en el resto. Curioso.

De momento está en pre-alpha así que todavía queda un poco para que podamos ponerle las manos encima. Llegará a finales de año para PC y consolas de la presente generación en un formato de episodios similar al de juegos como The Walking Dead o Game of Thrones. [Sonder vía Kotaku]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)