A comienzos de este mes se produjo en la superficie del Sol una erupción del tamaño de la Tierra. Dos días después, cuando el viento solar chocó contra el campo magnético terrestre, se produjo una aurora boreal como la que ha captado el fotógrafo Göran Strand. El fenómeno completo duró cuatro horas, pero Strand lo ha reducido a dos increíbles minutos, todo fotografiado con un objetivo de ojo de pez.

En total, Göran Strand captó 2.464 imágenes RAW que pesaban 40GB. La imagen inicial del Sol, en la que compara la erupción solar con la Tierra, fue tomada también por Strand uniendo 10 imágenes capturadas con un filtro especial para este tipo de tomas. El resultado es sencillamente fascinante. [Geekosystem]

Cuatro horas de aurora boreal en dos fascinantes minutos