Es realmente difícil leer en qué consiste el próximo proyecto de la DARPA y no pensar en la computadora Skynet de Terminator. La Agencia estadounidense de Investigación en Proyectos Avanzados de Defensa acaba de comenzar una nueva línea de investigación llamada BRASS. Su objetivo es diseñar un software capaz de aprender y adaptarse a nuevas situaciones por sí solo.

BRASS son las siglas en inglés de Construyendo Sistemas de Software Adaptativo. El acrónimo ya deja entrever que los investigadores de DARPA apenas acaban de empezar a desarrollar este proyecto. No hay nada en firme. De hecho, este 8 de abril han celebrado el primer simposio para tratar de establecer cuáles serían las pautas para desarrollar un software así.

Advertisement

En esencia, lo que DARPA trata de solucionar es el eterno problema de las actualizaciones. Los sistemas actuales necesitan actualizarse una y otra vez a medida que aumenta la red que gestionan, o los requisitos del sistema, o sencillamente se introducen nuevos equipos más avanzados. Lo que BRASS persigue es crear una plataforma de software cuyos algoritmos sean capaces de detectar los cambios en el sistema y adaptarse a ellos. La agencia quiere un software que sea capaz de aprender de los cambios y adaptarse a ellos durante al menos 100 años.

DARPA no habla en ningún momento de inteligencia artificial, pero sí de programas semánticos capaces de realizar abstracción y análisis de los cambios de su entorno. El concepto está peligrosamente cerca de demasiadas historias de ciencia-ficción en las que un software acaba por darse cuenta de su propia existencia y decide que la mejor forma de adaptarse es eliminar a sus creadores de la ecuación. [DARPA vía Network World]

Ilustración: DARPA

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)