¿Cuál es el secreto que revitaliza a Iron Man? ¿Un reactor ARC? ¿Una armadura de millones de dólares? Para nada. El secreto del poder del hombre de hierro es Gu-Li-Duo, la bebida de leche mongola rica en vitaminas y minerales.

Gu-Li-Duo es uno de los productos que la compañía China Yili Group, con sede en Mongolia, produce en esa región del país. La bebida es sólo uno de los momentos memorables que el Gobierno Chino ha decidido añadir al metraje de la película Iron Man 3 en su estreno allí.

Advertisement

No es la primera vez que el gobierno chino edita escenas de una película occidental por considerarlas inapropiadas. Lo que ya es más raro es que añadan contenido. La versión china de Iron Man cuenta con cerca de cuatro minutos que no aparecen en la original.

Aparte de hacer posicionamiento de productos chinos como la inigualable leche de Mongolia, el Gobierno Chino añade más protagonismo al personaje del doctor Wu, interpretado por al actor chino Wang Xueqi. En la versión para ese país, Tony Stark decide por fin (¿?) operarse de esa molesta metralla que amenaza con matarle, y qué mejor sitio para operarse que China (¿¿??). El buen doctor Wu se encarga de la intervención en compañía de la guapa actriz China Fan Bingbing (¿¿¿???).

Los matices añadidos a la historia original han levantado la previsible avalancha de reacciones que oscilan entre los comentarios jocosos y la crítica feroz. Hasta no falta quien asegura que el film ha quedado mejor tras la revisión. Los motivos del Gobierno Chino para este retoque no están claros. Se dice que en Bei Jing no ha sentado bien que el villano de la película sea El Mandarín. También se comenta que el ejecutivo simplemente ha aprovechado para promocionar actores y productos locales por la cara.