Detectan una fuga de líquido refrigerante en la Estación Espacial Internacional (ISS). La NASA ha confirmado que hay una pequeña fuga de amoniaco en la ISS, pero asegura que la tripulación no corre peligro. La estación utiliza este líquido para enfriar los paneles solares y otras partes del sistema. Están trabajando en solucionar el problema para que no afecte al abastecimiento de energía. Inquietante conocer esto justo el día en que hemos visto el primer tráiler de Gravity.