Foto: Olivier Douliery - Pool/Getty Images.

Los rumores se han confirmado. El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, ha decidido abandonar el acuerdo sobre el clima de París, un tratado con el que casi 200 naciones buscaban reducir los niveles de gases de efecto invernadero para combatir el calentamiento global.

La Casa Blanca ha confirmado la decisión de Trump, días después de que tanto Elon Musk, Stephen Hawking, el Papa Francisco y 25 de las compañías más grandes de su nación le pidieran y aconsejaran que permaneciera en el acuerdo. Lamentablemente, nadie ha logrado cambiar de opinión a Trump y ahora Estados Unidos se une a Nicaragua y Siria como los únicos tres países en el mundo que no firmaron el acuerdo.

Advertisement

Estados Unidos firmó el acuerdo climático de París bajo el mandato del anterior presidente de la nación, Barack Obama.

Advertisement

Según Trump, lo siguiente que hará es “renegociar la entrada de Estados Unidos” en el acuerdo de París “o cualquier otro”, siempre y cuando “sea justo para la industria de energía nacional”. El presidente incluso quiere revivir la industria del carbón en una época que incluso China se está comenzando a olvidar de ella.

Trump asegura que lo que lo motivó a sacar a su país del acuerdo es que este suponía una desventaja económica “enorme” ante las otras naciones, y por su culpa podrían haberse perdido millones de trabajo. Si en las nuevas negociaciones logran un acuerdo que satisfaga a Estados Unidos considerará regresar, de lo contrario, seguirá siendo uno de los únicos tres países que no forman parte de él. Este no es un buen día para el ambiente. [vía CNN]


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.