Tiene un perfil anguloso que casi parece el de una nave espacial, y su casco está diseñado para pasar entre las olas, no sobre ellas. El USS Zumwalt es el nuevo y más moderno destructor de la marina estadounidense, y acaba de hacerse a la mar esta misma mañana desde los Astilleros de Bath, en Maine.

Pese a ser un 40% más grande que los destructores de la clase Arleigh Burke, con 185 metros de eslora (longitud), y 24 metros de manga (anchura), el Zumwalt tiene menos calado (8,5 metros). En otras palabras, su perfil es más bajo. Si a ello le unimos que el navío tiende a navegar mucho más sumergido, su imagen en el radar es poco más grande que la de un submarino clase Los Ángeles.

Advertisement

Para mejorar su estabilidad, el Zumwalt es capaz de navegar atravesando el oleaje. Lo propulsan dos motores de inducción AIM más silenciosos y que generan menos calor, pero que son capaces de impulsar sus 12.000 toneladas a 30 nudos (55 kilómetros por hora).

Los recortes presupuestarios han reducido la intención inicial de construir 30 de estos destructores a sólo 3, de los que este es el primer ejemplar. Se cree que la marina estadounidense lo utilizará como banco de pruebas de un buen puñado de nuevas armas, entre ellas un nuevo cañón de riel capaz de impulsar proyectiles a siete veces la velocidad del sonido. Os dejamos con algunas fotos de esta nueva bestia de los océanos. [Naval Technology - Wiki - Raytheon]