Para más de un usuario de dispositivos Apple, ayer fue un día grande, y no por el iPhone SE, o por el nuevo iPad, sino porque los de Cupertino aprovecharon el evento para actualizar su store con un producto indispensable: un nuevo cable.

Hasta ayer, si te comprabas un iPhone y el nuevo Macbook, aparte de desembolsar alrededor 2.000 euros, adquirías también un problema bastante ridículo: no existía un cable que permitiera conectar ambos dispositivos.

Advertisement

El Macbook solo tiene un puerto USB-C, pero no había forma de enlazar ese puerto al lightning del iPhone sin utilizar un adaptador. En el futuro que Apple imagina no hay necesidad de cables porque todo se conecta a través de servicios en nube, pero las redes WiFi no siempre son la panacea, y las baterías tampoco. Afortunadamente, ese cable lightning-USB-C acaba de ponerse a la venta ayer. Ahora, poder tener un MacBook y un iPhone conectados, te saldrá por 2.035 euros. Sí, el cable cuesta 35. [vía Apple]


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.

Sponsored