Apple acaba de lanzar una edición especial de su iPhone 7 con la parte posterior en un llamativo color rojo. Hablamos de la parte posterior porque el marco delantero que rodea a la pantalla no es rojo. Tampoco es negro para disimularlo mejor. Es blanco.

En otras palabras, es la combinación ideal para forofos de equipos de fútbol rojiblancos. La manzana trasera es blanca, por lo que el dispositivo también quedará perfectamente conjuntado para ciertos disfraces de navidad.

Bromas aparte, habrá quién encuentre esta combinación irresistible. Lo siento, yo no soy uno de ellos. (Hubiera preferido rojo y negro). El iPhone 7 rojo forma parte de la campaña anual de Apple en colaboración con RED para frenar el SIDA y estará disponible a partir del 24 de marzo en sus versiones 7 y 7 Plus con carcasa de aluminio y almacenamiento de 128 o 256 GB.