Después de la llegada de Rosetta al cometa 67P, la ciencia espera encontrar respuestas a muchas teorías sobre el comienzo de la vida en la tierra a partir de moléculas orgánicas pero también entender un poco mejor el origen de nuestro Sistema Solar. Afortunadamente, no es la única misión en curso que nos dará más información al respecto porque la NASA está preparando otra: OSIRIS-REx (Origins Spectral Interpretation Resource Identification Security Regolith Explorer) y su destino en esta ocasión no es un cometa, sino un asteroide, que tiene el simpático nombre de Bennu.

Bennu es, en esencia, un regalo, un trozo de roca que ha permanecido relativamente intacto desde los orígenes del Sistema Solar. En este vídeo de la NASA (en inglés, con subtítulos) explican de manera muy sencilla y didáctica el viaje de millones de años del asteroide y cómo OSIRIS planea llegar hasta él, tomar una muestra y volverse a la Tierra para que podamos analizarla.

El inicio de la misión está planificado para septiembre de 2016 y OSIRIS pasará un total de 2 años en el espacio antes de posarse sobre Bennu.

[Vía: NASA]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)