La taxonomía puede resultar aburrida, pero los taxónomos desde luego que tienen sentido del humor. Algunos aprovechan sus descubrimientos para ponerles a los animales y las plantas los nombres de personajes famosos del cine, la televisión, la literatura, los cómics e incluso los videojuegos.

Dos de las sagas más populares entre los 22 ejemplos que citamos son Star Wars y Harry Potter, pero también hay especies del mundo animal que se inspiran en personajes de Marvel, DC, Studio Ghibli e incluso Pokémon.

Han Solo (Star Wars)

Han es un género de trilobites extintos cuya única especie conocida es el Han solo, descrito en 2005 por Samuel T. Turvey. Oficialmente, el nombre proviene de la etnia de los han, ya que la el fósil se descubrió en la provincia de Hunan, al norte de China. Extraoficialmente, los amigos de Turvey lo retaron a nombrar el animal en honor a alguno de los personajes de Star Wars.

Darth Vader (Star Wars)

Hay tres nombres en la taxonomía en honor al supervillano de Star Wars: la Polemistus vaderi, una avispa descubierta en 1983 por los entomólogos Vincent y Menke; el género Darthvaderum, unos ácaros oribátidos descritos por Glenn S. Hunt en 1996; y el Agathidium vaderi, un escarabajo nombrado así por Miller y Wheeler en 2004 porque su cabeza se asemeja al casco de Darth Vader.

Yoda (Star Wars)

Otros tres casos aparecen en la taxonomía con el nombre de Yoda, el Maestro Jedi más reputado de la República. El género Yoda corresponde a unos gusanos bellota descritos por Priede en 2012 y cuyas cabezas recuerdan a las orejas del viejo jedi; el Albunione yoda (Markham & Boyko, 2003) un parásito que se encuentra bajo el caparazón de los cangrejos de arena y tiene aletas a los lados de la cabeza que también recuerdan a Yoda; y la avispa Polemistus yoda (Vincent y Menke, 1983).

Chewbacca (Star Wars)

El fiel compañero de Han Solo también tiene su propia avispa, la Polemistus chewbacca, descrita de nuevo por Vincent y Menke en 1983 —en plena fiebre de la trilogía original de la saga.

Greedo (Star Wars)

Más actual es el nombre de este bagre: el Peckoltia greedoi obtuvo su nombre en 2015 porque Armbruster, Werneke y Tan pensaron que el pez gato tenía cierto parecido con Greedo, el personaje de Star Wars que muere a manos de Han Solo en el Episodio IV de la saga.

Sarlacc (Star Wars)

El nombre Sarlacc puede referirse al monstruo gigantesco que vive en un gran foso en las arenas de Tatooine o a una araña trepadora: la Aptostichus sarlacc (Bond, 2012).

Hogwarts (Harry Potter)

El colegio de magia y hechicería preferido por los niños de 11 años que viven entre muggles tiene su propio dinosaurio: el Dracorex hogwartsia, nombrado por Bakker y compañía en 2006. La propia J. K. Rowling confesó estar encantada con que su creación dejara huella “en el fascinante mundo de los dinosaurios”.

Dementor (Harry Potter)

La Ampulex dementor (Ohl, 2014) no podía ser otra cosa que una horrible avispa cucaracha que, en lugar de absorber las almas de sus víctimas, las neutraliza con el veneno de su picadura.

Aragog (Harry Potter)

Chewbacca no es la única criatura peluda con su propio bicho. Aragog, la araña más querida del mundo de los magos, dio nombre a una araña del mundo real: la trepadora Aname aragog, descrita por Harvey y compañía en 2012.

Godzilla

Godzilla compite con Darth Vader en ser el antihéroe que más nombres científicos ha inspirado. El dinosaurio mutante japonés más famoso del mundo puso nombre al género de grandes crustáceos remipedios Godzillius (Yager, 1986), al género de pequeños crustáceos remipedios Godzilliognomus (Yager, 1986) y al género de dinosaurios terópodos Gojirasaurus (Carpenter, 1997).

Predator

Por supuesto, Godzilla no es el único monstruo que inspira los nombres de animales horribles. El género Predatoroonops, descrito por Brescovit y equipo en 2012, se llama así en honor a Predator. Son 17 especies de arañas araneomorfas cuyos nombres también están basados en la película de 1987. Las arañas se asemejan a la cara del alienígena del mismo nombre.

Batman

El cómic de DC inspiró el nombre de un pez gato, el Otocinclus batmani (Lehmann, 2006) por la marca con forma de murciélago en su cola.

Popeye

La mosca Campsicnemus popeye (Evenhuis, 2013) se llama así porque sus grandes tibias se asemejan a los enormes antebrazos de Popeye.

Wile E. Coyote (El Coyote y El Correcaminos)

El nombre de la avispa Cremnops wileycoyotius (Tucker y compañía en 2015) es un doble homenaje: primero a su descubridor, J. Wiley, y también al personaje del Correcaminos porque, como le pasó al coyote, la avispa no había sido descrita oficialmente hasta muchos años después.

Bob Esponja

Parece una broma, pero el hongo Spongiforma squarepantsii existe y fue descrito en 2011 por Desjardin, Peay y Bruns. Es una seta naranja de Borneo con forma de esponja, razón por la que lleva el nombre de la esponja más famosa del mundo. Dicen que sus esporas se asemejan al Fondo de Bikini, donde vive Bob Esponja.

Shrek

El ácaro eriófido Shrekin graviolae (Britto y Navia, 2007) lleva el nombre de Shrek por el parecido de sus tubérculos a las orejas del ogro verde.

Totoro

El personaje que todos los fans de Miyazaki querríamos tener por vecino también dio nombre a un animal, en este caso un gusano de terciopelo: Eoperipatus totoro (Oliveira y compañía en 2013). La especie debe su nombre a la película Mi vecino Totoro concretamente por el gatobús “un animal con muchas patas que se usa de vehículo”.

Sid (Ice Age)

Axima sidi (Arias-Penna y compañía, 2014) debe su nombre al perezoso de la película Ice Age. Esta avispa se asemeja a la cara de Sid.

Cortana (HALO)

Hemos visto películas y libros, pero los videojuegos también pueden inspirar nombres científicos. Es el caso de Cortana (Salvador y Simone, 2013), un caracol que se llama como el personaje de HALO por las marcas de su caparazón.

Loki (Marvel)

El Medusaceratops lokii fue un dinosaurio del cretático del orden ceratopsia que se llama así por la medusa de la película Clash of Titans (la de 1981) y por Loki, el supervillano de Marvel. Lo de medusa le viene por los apéndices serpenteantes que le salen del cráneo y lo de Loki por los cuernos del casco del personaje. Descrito por Ryan, Russell & Hartman en 2010.

Weedle (Pokémon)

También hay fans de Pokémon entre los taxónomos. Es el caso de Nielsen y Buffington, que en 2011 describieron una abeja y le pusieron Stentorceps weedlei en opción al Pokémon larva de tipo bicho.

Bazinga (The Big Bang Theory)

Y por último, pero no menos sorprendente, la Euglossa bazinga. La frase más infame del doctor Sheldon Cooper también ha inspirado el nombre de un animal, en este caso una abeja. Nemésio y Ferrari le pusieron ese nombre porque, como ocurre con el personaje de The Big Bang Theory, la abeja les engañó por su similitud con la E. ignita. ¿Os convence el nombre?

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter y Facebook :)