Seguro que no descubrimos nada si decimos que los vehículos de consumo actuales son más seguros que los coches de hace dos décadas. Pero una cosa es decirlo e incluso imaginarlo, y otra verlo en imágenes. Este vídeo es la prueba definitiva para que nadie vuelva a decir aquello de “ya no los hacen como antes”.

Advertisement

Las imágenes pertenecen al European New Car Assessment Programme (NCAP), un programa de evaluación de la seguridad de los vehículos respaldado por la Unión Europea. Lo que vemos: dos coches enfrentados a la misma prueba con 20 años de diferencia por delante, un Rover 100 de 1997 y un Honda Jazz del 2015.

En la prueba de colisión frontal podemos observar como el Rover y los pasajeros colisionan violentamente con muy pocas posibilidades de acabar con vida. La NCAP le dio al coche una estrella en cuanto a la seguridad del conductor, fallando en casi todas las áreas de protección de los ocupantes.

Advertisement

Comparado con el Honda el resultado del Rover es un desastre. Obviamente el primero es un coche actual y tiene las puntuaciones más altas en cuanto a seguridad. En cualquier caso el vídeo no deja de ser motivo de alegría. Los coches, gracias a dios, ya no los hacen como antes. [Vice]