Muchos creen que la última incursión de Brian Synger en el mundo de los X-Men es demasiado seria para su propio bien. Probablemente sea cierto, y lo peor es que podrían haberlo resuelto con una sola escena que nunca llegó al montaje final. Es una escena en la que los jóvenes X-Men muestran más personalidad que en todo la película.

La escena no es otra que la pequeña escapada que hacen Ciclops, Jean Grey, Nightcrawler y Jubilee al centro comercial. En la película definitiva solo se les ve discutir sobre Star Wars a la salida del cine, pero la escena era mucho más larga y en X-Men Ladies han tenido acceso a ella. Al parecer, la escena forma parte del Blu-Ray de X-Men: Apocalypse que sale a la venta el 4 de octubre.

Advertisement

La escena es un homenaje a los 80 simplemente perfecto, desde la elección musical, a la visita a la sala de recreativas y la tienda de discos para terminar con Nightcrawler marcándose un break-dance. No solo es que sea el momento simpático y relajado que le daltaba al film. Es que también sirve para imprimir personalidad a los protagonistas y para darles un motivo por el que luchar (un mundo que tolera abiertamente a los mutantes) cuando van a por Apocalipsis.

También incluye el único momento en el que Jubilee muestra su superpoder. Se me ocurren una docena planos generales de destrucción y efectos especiales que perfectamente podrían haber desaparecido de X-Men Apocalypse para dejar paso a este encantador momento. ¿Por qué, Brian Singer? ¿Por qué? [vía X-Men Ladies]

Sponsored


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.