Trabajar de cara al público no es fácil. A veces uno se encuentra con personas que deciden no respetar las normas de convivencia porque tienen un mal día o porque no les apetece respetarlas. Uber tiene un código de normas al respecto, y acaba de hacerlo público.

El popular servicio de taxis y vehículos con conductor contempla cinco casos de “comportamiento problemático” en los que la cuenta de un usuario puede ser suspendida de manera indefinida.

Dañar intencionadamente la propiedad del conductor o de otro pasajero

Parece obvio que romper la ventanilla del coche es algo que te garantice la expulsión de Uber, pero en esta otra categoría entran comportamientos menos destructivos y quizá menos evidentes como derramar comida o bebida intencionadamente, fumar dentro del coche, o vomitar bajo los efectos del alcohol.

Usar lenguaje o gestos inapropiados

Hacerle preguntas personales al conductor de Uber está prohibido, como también lo está insultarle, amenazarle o hacer comentarios abusivos o discriminatorios.

Contactar sin permiso con el conductor u otro pasajero después de un viaje

Esta expresión tan retorcida describe algo que se resumen en una palabra muy sencilla: acoso. Si te presentas en casa de un conductor de Uber sin que este te haya invitado, o averiguas su número de teléfono y comienzas a enviarle mensajes de amor sin que él lo haya pedido serás automáticamente expulsado del servicio

Realizar actividades ilegales a bordo de un Uber

Uber contempla un variado abanico de situaciones aquí. Desde que alguien tenga la ocurrencia de usar sus coches para traficar con drogas, hasta consumir alcohol dentro del vehículo. También está prohibido forzar al conductor a superar el límite de plazas del vehículo (sí, eso también es vulnerar la ley) o tratar de convencerle para que se salte los límites de velocidad.

Tener contacto sexual en un Uber

Hacerlo en lugares insospechados es un deporte para algunas parejas, pero dar rienda suelta a la líbido dentro de un Uber no es buen idea. La compañía también recomienda no ponerse especialmente efusivo metiendo mano. Como bien dice la frase popular: Iros a un hotel.

Advertisement

Las normas de la compañía son flexibles. Esto quiere decir que cada caso es examinado e investigado de manera individual. Es posible que durante esta investigación la cuenta del usuario sea suspendida temporalmente. Si tras examinar el caso se encuentran indicios graves, el usuario es suspendido a perpetuidad.

¿Te han expulsado de Uber o quieres compartir la mayor locura que has hecho a bordo de un transporte público? Te escuchamos en los comentarios. [Uber Community Guidelines vía Buzzfeed]