El batmobile tiene "algo". Un algo que pocos otros coches de la ficción tienen. El coche ha sufrido varias iteraciones a lo largo de su historia, pero un pequeño fabricante de figuras de acción ha código el de Nolan y lo ha convertido en un coche a control remoto. Bonus: el mando es un iPhone o un Android.

El cacharro es una auténtica preciosidad y además algunas partes están montadas a mano. La escala es 1:12 e incluye luces LED, una puerta retráctil y cabina retroiluminada. La pega: cuesta $569 dólares y no hay muchas unidades, así que no está al alcance de todos. [CultOfMac vía SOAP]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)