Si no consigues distinguir dos galaxias en esta foto, no te preocupes: los astrónomos tampoco podían al principio. Se creía que NGC 6052 era una galaxia irregular, es decir, que no se puede clasificar como espiral, ni lenticular, ni elíptica. Pero la realidad era diferente; eran dos galaxias fusionándose.

Una de las cámaras del Hubble captó la imagen el 28 de diciembre. Los científicos de la NASA y la ESA explican que se trata de una nueva galaxia en formación que se encuentra a 230 millones de años luz, en la constelación Hércules. NGC 6052 es el confuso resultado de la colisión de dos galaxias, que arrastraron la una hacia la otra por la atracción gravitatoria.

Advertisement

Advertisement

La nueva galaxia continúa en proceso de fusión. La colisión ha arrojado a las estrellas fuera de sus órbitas originales y lejos del origen de la colisión, en patrones que pueden ser muy diferentes a los originales. Como son las estrellas las que emiten la luz de la galaxia, su aspecto es bastante caótico.

Días antes, la NASA había elegido este “baile de la muerte” como imagen astronómica del día. Es el aspecto de dos galaxias que están empezando a fusionarse. Son dos galaxias espirales, NGC 3808B y NGC 3808A, que han extendido un puente de estrellas, gas y polvo entre ellas como consecuencia de las violentas mareas producidas por la atracción de la gravedad.

Cuando pasen miles de millones de años, este baile cósmico culminará con la colisión de las dos galaxias y la formación de una nueva formación, que es exactamente lo que está pasando con NGC 6052. Así es como mueren las galaxias, con imponente belleza. [vía SPACE]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter y Facebook :)