Ha sido la sensación del Salón del automóvil de Ginebra, tanto por su tecnología como por su nombre: LaFerrari. Se trata del primer coche híbrido de Ferrari, con un total de 963 caballos de potencia y dos motores, uno de combustible de 800 caballos, y otro eléctrico de 163 caballos. Este bólido, que puede pasar de 0 a 100 km/h en menos de 3 segundos (2,8 segundos, para ser exactos), incluye mucha de la tecnología desarrollada para la Fórmula 1. Según la firma italiana, es el primer paso para construir en el futuro un Ferrari 100% eléctrico. Si quieres uno, vete preparando al menos medio millón de euros (650.000 $) para comprar uno de los 499 que se fabricarán.