Esta cápsula futurista es la nueva bicicleta más rápida del mundo

Nadie diría que esta especie de vaina futurista que veis en la foto es una bicicleta, pero su diseño es parte de la clave que le ha permitido alcanzar un nuevo récord mundial de velocidad. En el interior de esta bici, el ciclista holandés Sebastiaan Bowier ha alcanzado la increíble velocidad de 133,78 km/h.

La prueba ha sido realizada en un tramo de carretera de 8 kilómetros, recto y sin inclinación, del Desierto de Nevada. El récord mundial supera en 0,6 kilómetros por hora a la anterior marca, lograda por el canadiense Sam Wittingham. Y eso que, según la análitica 3D de la prueba, tenía viento de cara. El piloto de este extraño vehículo pedalea prácticamente tumbado dentro de su estructura, por lo que no creemos que vayamos a ver un Tour de Francia protagonizado por estas cápsulas rodantes a corto plazo.

La bicicleta ha sido diseñada por estudiantes de la Universidad Tecnológica DLFT, y la VU University, ambas en Holanda. El secreto del vehículo es precisamente su coeficiente aerodinámico, que lo hace atravesar el aire como una flecha. En las primeras pruebas, el equipo se dio cuenta de un fallo en el diseño del casco que no le permitía alcanzar su máxima velocidad. Corregido el problema, el récord mundial no ha tardado en llegar. [Human Power Team DELFT vía Phys]

Fotos: © DELFT / Bas de Meijer