Dice el refrán que comer y rascar todo es empezar y, al menos en lo que respecta a los mosquito, es totalmente cierto. Si has cometido el error de comenzar a rascarte la picadura de uno de estos molestos bichos, este dispositivo te ayudará a calmar el picor sin dejarte la piel.

El aparato tiene el aspecto de un bolígrafo grueso y lleva el apropiado nombre de Bite Helper. Utilizarlo es tan sencillo como apoyar su extremo metálico plano contra la picadura, apretar el único botón que tiene y dejarlo actuar entre 30 y 45 segundos.

Para entender como funciona el dispositivo, antes hay que comprender por qué las picaduras de mosquito producen ese prurito tan insoportable. aparte de taladrarnos la piel con seis agujas de aspecto ominoso y de chuparnos la sangre, los mosquitos inyectan su saliva, un poderoso anticoagulante que impide que la herida se cierre mientras se están alimentando.

Nuestro organismo responde a esa sustancia extraña enviando anticuerpos y una sustancia llamada histamina, que es la responsable de que la picadura se hinche y nos pique tanto. La intensidad de la reacción depende de cada persona y su tolerancia a la saliva del mosquito.

Lo que hace Bite Helper es aplicar calor intenso y una suave vibración sobre la zona. El calor termina por dejar inerte la saliva, y la vibración aumenta el flujo sanguíneo y contribuye a disolverla en el torrente sanguíneo. Se supone que el dispositivo ofrece un resultado óptimo en los momentos inmediatamente posteriores a la picadura. Bite Helper cuesta 40 dólares. No es un mal precio si al menos nos ayuda a olvidar esas ganas irresistibles de rascarnos. [Bite Helper vía Mashable]