La NASA está empeñada en llevar los primeros hombres a Marte. Para lograrlo todavía hay muchos obstáculos por superar incluyendo el reto que supone el viaje y crear un hábitat que permita a los humanos vivir en el ecosistema marciano. Estos refugios con forma de rosquilla podrían ser la solución a ese último problema.

Científicos del Centro de Investigación Langley de la NASA han diseñado un nuevo tipo de base espacial que no solo podría proteger a los astronautas en Marte, sino también aprovechar los recursos del planeta rojo. Su nombre es “La Casa Helada Marciana” y la idea es que esté cubierta de hielo para proteger a sus habitantes.

Advertisement

Su diseño consta de un domo liviano pero robusto que cuenta con una capa interna en forma de tubo la cual cubrirá el área habitable. Este tubo estará lleno de agua congelada que sería extraída directamente del planeta. El agua protegerá a los astronautas de la radiación y los rayos cósmicos.

Advertisement

El problema es que tomaría 400 días de trabajo llenar el refugio de agua congelada. No obstante, los científicos de la NASA proponen usar robots para que adelanten este trabajo antes de la llegada de los colonizadores a Marte.

Este tipo de refugio podría solucionar uno de los principales problemas de viajar al planeta rojo: crear un hábitat sobre la superficie. Sin embargo, la NASA todavía necesita finalizar su nuevo cohete y, más importante, descubrir cómo mantener el cuerpo y cerebro de los astronautas durante el viaje. [vía NASA]


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.