Un currículum vitae bien escrito puede ser la clave para destacar entre los candidatos cuando se opta a un puesto de trabajo. No es el único factor, claro, y muchas veces pasa desapercibido en los departamentos de recursos humanos pero elaborar un documento consistente y bien redactado contribuye a mejorar la impresión que damos a la compañía.

CareerBuilder ha entrevistado a más de 2.000 gestores de recursos humanos para averiguar qué es lo que buscan a la hora de evaluar a un candidato. La mayoría dedica menos de dos minutos a leer un currículum (algunos ni 30 segundos) pero son capaces de averiguar la actitud del trabajador según las palabras que usa en el documento.

Advertisement

Según el estudio hay que evitar jerga de negocios y palabras como "sinergia", "proactivo", "jugador en equipo" o "dinámico". Son clichés que no dan ninguna información real. "En vez de destacar que uno está 'motivado por conseguir resultados' es mejor explicar resultados reales que se hayan conseguido en trabajos anteriores", explica Rosemary Haefner, de CareerBuilder.

Advertisement

Las 17 palabras y conceptos a evitar, en inglés, están resumidos en esta lista pero la conclusión puede adaptarse a cualquier idioma. En lugar de usar frases hechas y adjetivos es mejor apostar por verbos en pasado; explicar qué se ha hecho, conseguido, o cómo nuestra opinión ha influido en proyectos reales.

Foto: Ai825 / Shutterstock. [vía Lifehacker]

Advertisement

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)