La era de los automóviles que te llevan y te traen a todas partes sin necesidad de que muevas un dedo pareciera estar cada vez más cerca. O mejor dicho, son cada vez más los fabricantes que así lo creen. Y es que ahora Ford se ha subido al tren de los coches autónomos, y planea lanzar el suyo propio para el año 2021.

La idea de Ford, según anunció su director ejecutivo Mark Fields, es que el coche no cuente ni con volante ni con pedales. El vehículo se desplazaría de un lugar a otro sin ningún tipo de asistencia humana, simplemente el pasajero le da la orden de destino y se moverá por sí solo.

Advertisement

Advertisement

Para ello Ford estará trabajando con algunas compañías pequeñas y startups dedicadas a desarrollar sistemas de aprendizaje para máquinas y visión para ordenadores, además de sistemas de mapas en 3D. La sede que se encargará de trabajar en este auto será su centro de investigación e innovación de Palo Alto, California.

El coche autónomo estará centrado en servicios de transporte compartido, algo así como lo que hace Uber, pero en el futuro irán explorando más posibilidades. También estará diseñado para que el fabricante pueda limitarlo por ciudad, territorio y hasta velocidad. Lo que quiere decir que si Ford le dice al coche que no puede exceder los 60 Km/h ni salir de la ciudad, pues así será. [vía Verge]


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.