El futuro es inalámbrico. Al menos el futuro para las grandes compañías como Alphabet, que acaba de dar carpetazo a su Proyecto Google Fiber en Estados Unidos. No solo dejará de ampliar las zonas de cobertura, sino que reducirá la plantilla que trabaja en ese departamento.

La compañía no dejará de prestar servicio en las ciudades en las que ya funciona, pero sí que interrumpirá sus planes para ampliar el servicio a las diez ciudades como tenía previsto. Esas poblaciones que se quedan sin fibra son:

Advertisement

Advertisement

  • Chicago, Illinois
  • Dallas, Texas
  • Jacksonville, Florida
  • Los Angeles, California
  • Oklahoma City, Oklahoma
  • Phoenix, Arizona
  • Portland, Oregon
  • San Diego, California
  • San Jose, California
  • Tampa, Florida

Además de interrumpir su crecimiento, el departamento perderá al 9% de su plantilla, entre ellos a su CEO, Craig Barrat. En agosto de este mismo año, el CEO de Alphabet, Larry Page, recomendó a Barrat deshacerse de la mitad de la plantilla. Todo indica que los que soñaban con tener una conexión de fibra decente con Googe van a tener que esperar... indefinidamente. No es la primera empresa que fracasa en intentan llevar fibra al extenso territorio estadounidense. Verizon ya lo intentó y también fracasó. [Google vía Ars Technica]