Todo el que haya visto los tráilers de Logan puede adivinar que es la mejor película de Wolverine jamás hecha, pero también es mucho más que eso. Es un film maravilloso que incluye superhéroes, y es tan ruda como podría esperar cualquier fanático de Wolverine.

Esta es una reseña completamente libre de spoilers.

La película, escrita y dirigida por James Mangold, se desarrolla en el año 2029. Logan (Hugh Jackman) y el Profesor X (Patrick Steweart) están escondidos y evitan cualquier tipo de atención, debido a que algunos acontecimientos les hicieron creer que no han nacido más mutantes en el mundo durante mucho tiempo. Viviendo en el retiro se encuentran con una joven mutante llamada Laura (interpretada por Dafne Keen), que por alguna razón tiene poderes bastante parecidos a los de Logan.

Advertisement

Desde este momento Logan se convierte en una película de carretera. Laura, Logan y Xavier viajarán por caminos desérticos enfrentándose a villanos que buscan secuestrar a la niña. Todos los personajes son maravillosos, y la dinámica y la tensión constante permite que se desarrollen muchos momentos llenos de humor, reflexión, conflicto y más emociones humanas.

De hecho, una de las mejores palabras con las que se puede describir la película es “humana”, incluso cuando está protagonizada por mutantes. La historia es humana y se siente tan real como cruel. Gracias a su música, escenarios, vestimenta y cinematografía, James Mangold ha creado un mundo que se siente verdadero y posible (que incluye algunos pocos superhéroes).

La película tiene un pequeño problema: se siente muy larga. Es posible que en algún momento llegues a pensar en los momentos más lentos y calmados algo como: “vaya, ¿esto todavía no acaba?” No obstante, son estos momentos los que le permiten a Mangold revelar el lado más humano y perturbado de Logan, además de la belleza del mundo que le rodea.

Advertisement

A lo largo de la película conoceremos nuevos personajes, nuevos sitios y misterios, junto a la cantidad exacta de acción que necesita esta historia. Durante las batallas veremos algunos de los momentos más violentos y brutales que existen en una película de superhéroes hasta la fecha, pero tienen sentido en la historia.

Cada una de las escenas, ya sea un escape, persecución o pelea, está en la película por una buena razón e influye en los personajes de alguna manera. Quizás esto suene como si no fuera importante, pero le añade sentido y continuidad a la historia y permite que las revelaciones a lo largo del film sean mucho más impactantes.

Otra buena palabra para describir a Logan es esa, “impactante”. No solo me refiero a las escenas de acción, la mayor parte de historia se desarrolla desde el punto de vista de un personaje y cada conversación que tiene se siente importante. Los personajes se hieren y se aman los unos a los otros, y la audiencia puede sentir esas emociones. Las sorpresas que vemos en la película nos duelen e impactan de la misma forma que a Logan, Xavier y Laura.

No es común sentir esto al ver una película de superhéroes. De hecho, no es común sentirlo con ningún tipo de película.

En Logan no recibirás respuestas claras y definitivas sobre su historia. Mangold no quería hacer simplemente otra película de los X-Men. El inicio del film nos plantea preguntas muy importantes sobre el universo de estos mutantes, pero Logan no ofrece todas las respuestas, y esto es algo que podría frustrar a muchos fanáticos.

Advertisement

Al director no le preocupaba pensar en cómo se podría relacionar Deadpool con su trama, o dónde está actualmente Storm. Solo le importaba su historia, el momento en el que se desarrolla y cómo afectaría a Logan, un hombre que ha vivido y sufrido durante mucho tiempo.

No todo tiene una explicación en el mundo real, y eso es justamente lo que sucede en Logan. Mangold quiere que te preguntes estas cosas y hables de ello cuando salgas de la sala de cine.

Logan es una película de la que querrás hablar, es una película que logra entretenerte y se siente real, a pesar de desarrollarse en el mundo de los X-Men. Es una película que se siente al mismo tiempo como un drama artístico, una película de tragedia, de acción y de fantasía en la que Wolverine es el protagonista. No es la típica película de superhéroes.

Logan se estrena en las carteleras de todo el mundo el 3 de marzo.


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.