La cultura de los japoneses en torno a los baños es fascinante. No solo son los afortunados inventores de retretes con calefacción, luces y sistema de limpieza automático. Ahora también tienen una aplicación que les evitará hacer cola para hacer sus necesidades. Eso sí, hay un pero.

La aplicación no es la ocurrencia de un grupo de desarrolladores en un garaje, es una aplicación oficial lanzada a bombo y platillo por el gigante de las telecomunicaciones KDDI. El software se instala en el smartphone e informa al usuario en tiempo real de cuántos baños públicos hay en sus inmediaciones y si están libres.

Suena muy bien si no fuera por un detalle. La aplicación no está pensada para que los japoneses de a pie localicen un baño libre cuando están paseando o de compras. Se trata de un servicio de pago destinado a empresas y pensado para que los empleados no pierdan excesivo tiempo esperando a que se desocupe el baño. KDDI instala los sensores en las puertas y la aplicación desde la que consultarlos.

Advertisement

Advertisement

“Las personas pierden mucho tiempo buscando un baño libre entre varias plantas o esperando a que uno quede disponible”, explica un portavoz de KDDI al diario Japan Times, “Creemos que este servicio les ayudará a perder menos tiempo.”

Además de este noble propósito de hacer perder menos tiempo al empleado, la aplicación tiene una función adicional aún más insidiosa: genera una alerta al administrador del sistema cuando un baño está ocupado más de media hora. Se supone que la función está pensada para evitar accidentes o emergencias médicas. Probablemente también sirva para que nadie pase demasiado tiempo consultando sus redes sociales desde el trono. [Japan Times vía Mashable]