Había oxígeno en la atmósfera marciana. Los datos recogidos por el robot Spirit revelan que hubo aire en el planeta vecino hace 4.000 millones de años y que además, ese oxígeno se formó 1.500 millones de años antes que en el planeta Tierra.

El hallazgo se ha producido al analizar rocas marcianas de hace 3.700 millones de años y compararlas con las de meteoritos. La composición de estas rocas indica que estuvieron en contacto con oxígeno en aquel tiempo.

La presencia de oxígeno hace más probable que hubiera existido vida en Marte, aunque fuera microscópica, y también abre un nuevo interrogante: ¿Cómo desapareció la atmósfera del planeta rojo? [The Guardian]

Advertisement