La CMT estudia multar a Vodafone con dos millones de euros por no haberse adherido a la reciente directiva comunitaria que fija los precios máximos del Roaming. La operadora ofrecía un plan de roaming propio cuyo precio era más barato, pero que no respetaba los máximos recomendados por la Comisión General de Telecomunicaciones. La CMT ha pedido a Vodafone que interrumpa de inmediato la oferta.