Una espectacular bici eléctrica con turbo de la que no querrás bajar

Os presentamos una bicicleta muy especial. Se trata de la Specialized Turbo, dos ruedas alimentadas por un motor eléctrico que nuestros compañeros de Gizmodo US acaban de probar. A continuación os resumimos las principales características de este vehículo que odiarás amar y amarás odiar.

Diseño

Una espectacular bici eléctrica con turbo de la que no querrás bajar

Las bicicletas eléctricas suelen ser muy despreciadas por los entusiastas del ciclismo como un artilugio 'para vagos'. Por otra parte, tampoco han sido nunca dispositivos muy prácticos o con un buen diseño.

La Specialized Turbo, sin embargo, presume de un diseño precioso en el que hay que fijarse dos veces para darse cuenta de que es una bicicleta eléctrica. El motor está integrado en la horquilla trasera, lo que lo hace prácticamente invisible, y muy complicadio de robar a menos que se lleven la bicicleta entera. Todo el cableado está oculto dentro de los tubos. En el centro del manillar, una pequeña pantalla LCD nos indica la velocidad o la marcha que tenemos metida, mientras que unas luces LED trasera y delantera ayudan a mostrar nuestra posición.

La bicicleta se alimenta de una batería de iones de litio con una potencia de 342Wh (250 vatios) Esta batería se acopla perfectamente al chasis mediante un conector resistente al agua y se fija con una llave. La batería se carga a tope en dos horas y media

Pedalear para acelerar

Una espectacular bici eléctrica con turbo de la que no querrás bajar

Lo interesante de la Specialized Turbo es su funcionamiento. No hay acelerador manual. El motor se controla mediante la pedalada. Si decidimos activar el motor, el ordenador de a bordo de la bicicleta analiza la fuerza con la que le demos caña a los pedales y añade fuerza eléctrica en consonancia. En otras palabras, cuanto más rápido pedaleemos, más potencia añadirá la máquina.

Independientemente de esto, la bicicleta tiene diez marchas que, en esencia, determinan con que porcentaje de potencia queremos que el motor nos ayude. Con la ayuda al cien por cien, la bicicleta puede alcanzar una velocidad en llano de hasta 45 kilómetros por hora con muy poco esfuerzo pero obligándonos a pedalear. A partir de los 45 kilómetros por hora, el motor deja de asistirnos. También bajará su potencia si nosotros disminuimos el ritmo de la pedalada. Por supuesto, podemos ir más rápido que 45 kilómetros por hora, pero será por nuestra cuenta, no gracias al motor.

Existe un modo ecológico que impulsa el motor a un 30%. La duración de las baterías depende completamente de lo que forcemos al motor y de los desniveles de la carretera. Con el motor al 100% podremos impulsarnos al máximo de velocidad durante unos cuarenta kilómetros en llano. Si la batería baja de un 20% entra automáticamente en modo ecológico. Si baja de 6% deja de asistir y sólo alimenta las luces.

Existe también una función muy interesante llamada Regenerative Mode que añade resistencia a los pedales para que podamos recargar las baterías con nuestras propias piernas. Hace falta pedalear esforzadamente cuatro minutos para recargar sólo un 1% de batería, pero el modo regenerativo puede ser hábilmente aprovechado cuando bajemos cuestas.

Montar la Specialized Turbo

Una espectacular bici eléctrica con turbo de la que no querrás bajar

Aunque rechacemos la idea de montar en una bicicleta eléctrica, la Specialized turbo es capaz de conquistar a cualquier ciclista independientemente de que sea un entusiasta del ejercicio duro o simplemente le guste pasear. El motor no hace más ruido que el de una bicicleta normal, lo que ayuda a pasear relajado y a olvidarnos de lo que estamos montando.

Aunque es eléctrica, la forma en la que la bicicleta contribuye a la velocidad de manera inteligente hace que no perdamos la sensación de contacto con los pedales en ningún momento, proporcionando la falsa impresión de que somos una especie de titán del ciclismo, no de que sea la bicicleta la que nos lleve mediante un motor.

Las llantas más anchas y la ubicación de la batería (que es el elemento más pesado de la bici) en el centro le confieren una buena estabilidad. Por otra parte, los más atléticos encontrarán el peso total de 22 kilos de la Turbo un auténtico reto si quieren pedalear con el motor apagado. La Specialized Turbo no parece muy apropiada para deportes extremos, sino más bien para circular en carretera.

Inconvenientes

Siempre tiene que haber malas noticias, y la peor de esta bicicleta es el precio. La Specialized Turbo es un artículo de lujo con un precio tan elevado como 5.900 dólares (5.499 euros). Aún sabiendo eso, hay que concederle un diseño extraordinario y una manera muy inteligente de funcionar que se traduce en diversión a raudales sobre dos ruedas.

La segunda mala noticia es que en muchos países la legislación de tráfico prohibe expresamente el uso de bicicletas eléctricas de más de una determinada potencia. En el caso de España, por ejemplo, la velocidad máxima para una bicicleta con motor es de 25 Km/h y el motor no debe superar los 250 vatios.

Esto obligaría a utilizar la Specialized Turbo con cierta moderación en carretera para que no acabemos con una multa por exceso de velocidad. En la web de Specialized os dejamos las especificaciones completas con el tipo y marca de todos los componentes de esta bicicleta de lujo. [Specialized Turbo]

Vídeo y fotos: Nick Stango