Hace casi dos años que os hablamos de esta jeringuilla capaz de sellar temporalmente heridas de bala. Pues bien, no todos los inventos prometedores que llegan a la prensa se quedan en promesa: éste acaba de ser aprobado para uso médico por la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos.

El invento se llama XSTAT y consiste en una jeringa rellena de pequeñas esponjas esterilizadas. Las tabletas se hinchan en el interior de la herida para taponarla y detener la hemorragia mientras el paciente es trasladado al quirófano. Cada “inyección” puede absorber hasta medio litro de sangre y todo el proceso lleva 15 segundos. El sistema sólo estaba autorizado para uso militar, pero de ahora en adelante también lo veremos en ambulancias y hospitales.

Advertisement

En Estados Unidos, las balas matan a 33.000 personas cada año, 20.000 por suicidio y 11.000 por homicidio. Las hemorragias son la causa de hasta un 40% de las muertes de civiles por traumatismos, y hasta un 56% de esos casos ocurren antes de llegar al hospital. Los creadores de XSTAT, de la Universidad de Oregón, también proponen aprobar su uso para hemorragia internas que no estén causadas por disparos, como las hemorragias post-parto. [FDA]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter y Facebook :)