Imagen de Titán capturada por la sonda Cassini (vía: NASA/JPL).

Desde el año 2004 la sonda Cassini está enviando información a la NASA sobre Saturno y sus lunas. Titán es considerada uno de los cuerpos espaciales más parecidos a la Tierra debido a la presencia de lagos y líquido en su superficie. Ahora los investigadores han encontrado nuevas semejanzas en la manera en la que se comportan estos líquidos en las orillas de los lagos de Titán.

La principal diferencia entre los lagos y mares terrestres con los de Titán es la más obvia: sus lagos no están compuestos de agua, sino de metano líquido. Y al igual que en la Tierra existe un ciclo de lluvia que mantiene estos lagos llenos (evidentemente lo que llueve también es metano líquido).

Advertisement

Advertisement

Básicamente estos lagos, que toman sus nombres de criaturas de la mitología (como Kraken o Ligeia), cuentan con condiciones similares a las de los mares en la Tierra. La temperatura varía de la misma forma que en nuestros lagos, subiendo a medida que el líquido se acerca a la orilla y bajando en su interior.

La NASA ha presentado un nuevo vídeo en el que presentan una versión digitalizada de la superficie de Titán, incluyendo sus lagos. Es imposible no pensar en los mares y lagos terrestres al ver este vídeo, aunque en Titán sería imposible que existiera la vida como la conocemos dado que no solo el “agua” es metano líquido, sino que no existe presencia de oxígeno. Ahora, ¿Europa? Esa ya es otra historia. [vía NASA]


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.