Imagen: Ixion.

La basura espacial más allá de ser un gran problema de contaminación, también supone pérdidas millonarias para las compañías detrás de los cohetes. Por eso Elon Musk y su SpaceX están empeñados en reutilizar sus cohetes, y ahora la NASA quiere reciclar una de las partes más importantes: el tanque de combustible.

La NASA ha seleccionado a una compañía llamada Ixion para que se encargue de desarrollar un sistema viable para aprovechar los tanques de combustible de cohetes para que sean convertidos en hábitats de estaciones espaciales. Y esto es algo que podría ser muy importante para el futuro de la exploración espacial.

Advertisement

Para hacernos una idea, hoy en día cuando un cohete cualquiera viaja al espacio y deja su carga (ya sea un satélite o una nave con suministros o astronautas), sucede una de dos cosas con el tanque de combustible: o vuelve a entrar a órbita y se quema, o se queda en órbita para siempre como otro pedazo más de basura espacial. La idea de Ixion y la NASA es cambiar esto y aprovecharlo.

Para ello la compañía está diseñando un nuevo módulo que se ubicaría entre el tanque de combustible y la carga que lleva el cohete que añade todos los elementos necesarios para lograr esto. El módulo y el tanque de combustible serían acoplados a una estación espacial como la ISS (dado que el módulo incluye el equipamiento necesario para montar las escotillas, puente para acoplar y más) y luego los astronautas trabajarían en crear el hábitat.

Sponsored

Lo primero que harían sería expulsar todos los restos de combustible que quedan en el tanque, y luego usar las partes que incluye el módulo para equipar el tanque y hacerlo habitable. Después, lo único que faltaría sería amoblar y decorar para que sea un hábitat espacial digno.

El reciclaje de cohetes espaciales ha estado en los planes de la NASA durante décadas, pero ahora lo están logrando un paso a la vez. [IEEE Spectrum vía Jalopnik]


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.