La Xbox One no incluirá los auriculares en el precio (sí, la PS4 sí). Ahí va otro de esos detalles que no gustarán a los fans de la Xbox: si quieres los auriculares para hablar con amigos mientras juegas, tendrás que pagar extra (aún no se sabe cuánto). Microsoft lo ha confirmado a Ars Technica, aunque asegura que los micrófonos integrados en la Kinect 2 serán suficientes para hablar (¿sin problemas con el ruido de fondo y el entorno? mmm). La PS4 incluye en el precio (399 €/$) un auricular (la Xbox One costará 499 €/$).