Toda tecnología emergente de imagen suele comenzar con un sólo tono para, en algún momento, pasarse al color completo. Las impresoras 3D no son una excepción a esa norma, aunque lo que fabriquen sean objetos, no imágenes planas. 3D Systems acaba de anunciar la que, según el fabricante, es la primera impresora 3D a todo color del mercado.

La máquina se llama Project 4500, y los detalles sobre su precio o disponibilidad aún no han sido revelados. El dispositivo no se basa en un sistema de extrusión de plástico como el de la mayor parte de impresoras que conocemos, sino en un cabezal láser que va endureciendo, capa por capa, un material en polvo similar a la arena.

Advertisement

La impresión láser sobre esta especie de toner 3D ya era conocida, pero es la primera vez que vemos un dispositivo capaz de lograr diferentes colores, incluso con degradados, en una misma estructura impresa.

El dispositivo está pensado para lograr un prototipado rápido de diferentes objetos sin necesidad de trabajos de pintura adicionales. Sus colores aún no son muy brillantes, pero el equipo promete ser más rápido que las impresoras de plástico convencionales. Os dejamos con un vídeo en el que ofrecen más detalles sobre esta beta, aún muy temprana, de la máquina de replicar de Sar Trek. [3D Systems vía SlashGear]