El YotaPhone 2 baja de precio, pero sigue siendo muy caro. Fue un teléfono que, pese a su extravagancia, funcionaba a las mil maravillas. La pantalla de tinta electrónica no era un simple capricho. Su principal inconveniente: el precio. Acaba de rebajarse en 100€, pero sigue sin ser suficiente.

Se queda en 599€ para la versión de 32 GB. No está mal, y es competitivo, pero si tenemos en cuenta el resto de terminales de gama alta y las ofertas que hay para muchos de ellos (no es complicado encontrar un Z3 en torno a los 480€, por ejemplo) el YotaPhone sigue siendo demasiado caro. Pese a su doble pantalla, pese a su originalidad, pese a todo. Todavía no, Yota, todavía no. [vía YotaPhone]